Viejas batallas

Mi primera reacción fue reírme. Después llegó el agotamiento, el cansancio de una lucha sin final aparente y sin resultados.

No sé por qué pensé que algo podría haber cambiado, pero está visto que sigo siendo el mismo idiota de siempre, en el mismo juego de siempre…

Y ya estoy cansado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.