Residencia de Ofra

Ahora por las mañanas tengo que ir a la residencia de ancianos de Ofra para hacer un poco de fisioterapia a los viejillos. Lo que me hace gracia es que hasta hace unos meses había fisioterapeutas trabajando allí, sólo que como tenían un contrato de 6 meses y se les acabó… Pues a la calle. Ya hubo ayer comentarios tipo «¿Ustedes son los que nos van a hacer la gimnasia?» y cosas así. Se ve que quieren a alguien que los mueva un poco, y no entiendo cómo el Cabildo no hace contratos decentes teniendo en cuenta la labor social que hacemos los fisioterapeutas en estos casos. Realmente deprimente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.