Y sin embargo se mueve

Isla de luzHay quien desearía no poseer un corazón para dejar de sufrir por sus sentimientos.

Sin corazón

Sin corazón, podría ser tan libre que no sentiría dolor por la miseria de otros.
Sin corazón, no me preocuparía nada, si la gente pasara hambre o un amigo cayera.
Sin corazón, mi único interés sería únicamente yo y mi felicidad personal.
Sin corazón, no sufriría por las palabras ni por las acciones de aquella chica.

Pero lo único que no podría hacer sin corazón es que no podría amar a nadie.

Podría ganar muchísimo dinero y gastarlo en cosas innecesarias.
Robándole el dinero a los pobres, qué fortuna podría llegar a hacer.
No sería la ayuda de mis amigos si alguno no pudiese continuar.
No tendría que mover un dedo y dejaría que mis amigos murieran.

Pero la única cosa que no podría hacer sin corazón es querer a alguien.

Porque si no tuviera un corazón no podría querer a mis amigos y amigas,
y la verdad es que sin amigos ni amigas te sientes realmente solo y sin corazón.
Y sin corazón, cuando escuchases a un amigo pidiéndote ayuda,
podrías dar la vuelta y darle la espalda, podrías ser tan frío como el hielo.

Pero, aunque también sufro por ello, dentro de mi pecho albergo un corazón.

Autor: Abraham

Autor de Liberitas. Desde el 2004 escribiendo desvaríos

Deja un comentario