Pensamiento del día

Otra vez con la dichosa queilitis.

¡Mal limpiado cuerpo para los bichos!

Recuerdo la sensación indescriptible que sobreviene al levantar la vista hacia el cielo estrellado y hablar en silencio con los astros mientras el Teide observa la situación desde su altura.

Autor: Abraham

Autor de Liberitas. Desde el 2004 escribiendo desvaríos

Deja un comentario